Tintes para mujeres de piel morena

 

Si eres morena de ojos oscuros, dale vida a tu cabello con tonos rojizos y violetas. Nada de marrón para ti, pues no habrá ningún tipo de contraste. Si tus ojos son más bien claros y tu piel es oscura, hazte unas para resaltar el brillo de tus ojos.

Lo mejor de cambiarse el color del cabello es que se trata de uno de los procesos menos invasivos a los que podemos recurrir para cambiar nuestra apariencia de manera inmediata. Así, hoy en día, cada vez más mujeres (y hombres, aunque en menor cantidad) entintan sus cabellos, con resultados cada vez mejores que los alguna vez obtenidos por nuestras madres o abuelas.

 

Si lees esta entrada, probablemente seas latina y, más aún, ostentes varios de los rasgos fenotípicamente asociados a las mujeres de centro y sur América, como lo son la o cobriza y el o castaño oscuro en sus diversos matices. Así, si has decidido renovar tu look, en este post nos interesa ayudarte a escoger el color de tinte que mejor te va de acuerdo a dichas características.

 

Si tu color de es negro azabache, ten por seguro que un color rubio platinado no es precisamente el indicado para ti. La idea es que tu cabello resalte y complemente el color de tu piel, pero sin competir, por lo que los rubios no son los más recomendables.

 

Por lo general, se aconseja mantenerse dentro de los tonos de tu pelo natural, ya que te darán una imagen más creíble sembrando incluso la duda en los demás de si “te has hecho algo en el cabello o no”. Esto es mejor también para tu cabello ya que necesitarás menos procedimientos (y, por ende, menos uso de químicos nocivos) que a la larga sólo maltratarán tu cabello.

 

Evita los famosos tonos “cenizos” que sólo te harán ver aún más oscura “apagando” tus facciones. Dependiendo de cuán oscura sea tu piel, te irán bastante bien tonalidades desde el negro hasta la gama del castaño oscuro, incluyendo los rojos (evitando los tonos fresas y zanahorias brillantes). Los borgoñas también suelen ser muy favorables. Considera también que mientras más claros sean tus ojos, más probable es que te queden las variantes más claras de estas tonalidades.

 

 

En cuanto al tipo de coloración a llevar a cabo, tienes varias opciones, las cuales oscilan entre una coloración completa con una sola tonalidad (la más radical) o, si prefieres, prueba a hacerte unos rayitos. En tonos rojizos, aportarán luminosidad a tu cabello y reavivarán tu rostro.

En tonos chocolate resaltarán tus ojos y te darán una apariencia más sensual. En general, si eliges un baño de color más claro que el color de tu cabello aportarás más delicadeza a tu rostro. Por el contrario, tonos más oscuros que el color de tu cabello original le darán fuerza e imponencia a tu imagen.

 

 

Una vez que ya hayas cambiado el color de tu cabello comprueba si necesitas más maquillaje que antes, si sí lo necesitas entonces el color escogido no fue el conveniente ya que el color del cabello debe resplandecer la tonalidad de tu piel y por lo tanto no es necesario utilizar un maquillaje muy fuerte.

Por último, recuerda que antes de decidir usar un tinte, debes hidratar bien tu cabello, puesto que un cambio de color puede resecarlo y provocar la decoloración del tinte. ¡No olvides usar también siempre reacondicionador y que tus productos para el pelo sean libres de sal!

Imágenes: 15a20.com.mx, taringa, buzzstyle, tvyespectaculos, trucosbelleza, Folica, FamousActresses, TheWondrous, Zimbio, WhiteGadget, NewWomenHaircut, Hairstyles, Famoseo.

Articulos Relacionados

Comentarios cerrados.

Facebook

Twitter

Google Plus