Guia para elegir una mejor pasta dental

Hoy en día podemos encontrar una gran variedad de pastas de dientes en el supermercado y en la farmacia: con control del , con bicarbonato, con flúor, con acción blanqueadora, etc. Ante este gran abanico de marcas y funciones es normal que nos sintamos confundidos y que no sepamos cuál elegir. Para hacer una buena elección debemos tener una cosa clara: qué es lo que necesitamos.

Pastas de dientes infantiles

Si lo que buscamos es un dentífrico que ayude a fortalecer nuestros dientes y que nos prevenga de la caries, entonces necesitamos una pasta de dientes que contenga fluoruro. Este mineral se encuentra en el agua en pequeñas cantidades y los estudios han demostrado que una de sus cualidades es la reducción de la caries en personas de todas las edades.

Este es muy recomendable para los niños, cuyos dientes aún están creciendo y a veces tienden a abusar de los dulces y de la bollería. Si lo que buscamos es un dentrífico para nuestros hijos, entonces también debemos fijarnos en el . Una pasta de dientes con un sabor suave que se adapte al gusto de los pequeños hará que estos tengan más ganas de cepillarse los dientes y ayudará a crear un buen hábito de higine bucodental.

Necesidades especiales

Para los adultos, hay pastas específicas para tratar problemas como la sensibilidad. Si tus dientes sufren los cambios de temperatura como el calor o el frío, debes usar una para tratar esa condición y fijarte que no lleve abrasivos muy fuertes.

Ese tipo de dentífricos tiene cloruro de estroncio o nitrato de potasio y su uso debe ser a corto plazo, durante cuatro o seis semanas, por ejemplo. Además, podemos evitar la acumulación de sarro en los dientes con pastas que contengan pirofosfato; o ayudar a nuestro esmalte a recuperar su color blanco con la ayuda de una pasta de dientes blanqueadora. Este tipo de dentífrico también debe usarse a corto plazo y debe combinarse con una en el dentista.

Para las dentaduras postizas hay que cuidar muy bien la higiene. Estas pueden mancharse y absorver los colores, como cualquier otro tipo de diente natural, por lo que un buen cepillado es muy recomendable. También existen pastas de dientes o soluciones específicas para las dentaduras. En este caso es mejor que preguntemos a nuestro dentista o al farmacéutico para que nos recomiende una marca de confianza.

El sello de la ADA

La Asociación de Dentistas Americana lleva otorgando su sello a aquellos efectivos durante más de 70 años. Este sello es válido para tres años, así que los fabricantes deben volver a a solicitarlo para poder seguir poniéndolo en los envases de sus productos. Además, si se modifica la composición de un producto, el fabricante debe volver a enviarlo para su revisión y aprobación. Por estas razones, el sello de aprobación de la Asociación Dental Americana (ADA) es la manera más sencilla de saber si el producto ha sido probado y es efectivo.

 

Articulos Relacionados

Comentarios cerrados.

Facebook

Twitter

Google Plus